top of page
  • Foto del escritorFFC-MAR

Juez Confirma Hallazgos; Concrete Sub V&V Construction, Inc., Bajo Prime, Hamel Builders, Inc., Debe 186K a 55 Trabajadores Mal Clasificados en el Proyecto de Vivienda Asequible Liberty Place Apts

V&V Construction, Inc. y sus propietarios clasificaron erroneamente a los empleados y falsificaron registros


El 8 de mayo, el Departamento de Trabajo de los Estados Unidos ("DOL") dio a conocer que un juez de derecho administrativo confirmó los hallazgos de una investigación del Departamento de Trabajo sobre las prácticas laborales del subcontratista de concreto de Bowie, Maryland, V&V Construction, Inc. ("V&V"), y sus propietarios, que encontró que los empleadores presentaron registros de nómina falsificados y clasificaron erróneamente a los trabajadores, al no pagar el salario prevaleciente y las tarifas de horas extras para la construcción del Liberty Place Apartamentos ("Liberty Place"), financiado por el gobierno federal como un proyecto de viviendas asequibles, en 881 3rd St NW, Washington, D.C., en el vecindario Mount Vernon Triangle del Distrito 6.  El Departamento de Vivienda y Desarrollo Comunitario del Distrito de Columbia ("DC DHCD") adjudicó el proyecto a una asociación de desarrollo formada por National Housing Trust – Enterprise Preservation Corporation y IBF Development.  V&V fue un subcontratista de primer nivel bajo el contratista principal, Hamel Builders, Inc., para realizar la instalación de concreto en Liberty Place de conformidad con el contrato número 2018-14 de DC DHCD.      


La acción sigue a una investigación realizada por la División de Horas y Salarios del DOL sobre V&V y sus propietarios, Carlos y Cristina Vicente, que determinó que los empleadores clasificaron incorrectamente a los mecánicos como obreros maestros y, al hacerlo, les pagaron de menos salarios por hora y beneficios adicionales en violación de las Leyes Relacionadas con Davis-Bacon ("DBRA"), incluidas las horas extras, en violación de la Ley de Horas de Trabajo por Contrato y Normas de Seguridad.  Los investigadores también encontraron que V&V pagó incorrectamente a los trabajadores una tarifa dividida de 25 horas por semana como mecánicos y 15 horas por semana como obreros maestros.  Más allá del hallazgo adicional de presentar registros de nómina falsificados en violación de 29 C.F.R. § 5.5 (a) (3), los investigadores también determinaron que V&V no pudo probar que exhibió los carteles requeridos en el lugar de trabajo.  Los trabajadores de la empresa realizaron la instalación de concreto en Liberty Place en agosto de 2018.


El 23 de julio de 2021, el DOL emitió una carta de notificación a V&V y sus propietarios detallando que debían $195,492 en salarios atrasados a 55 trabajadores por violaciones de DBRA, pero V&V no realizó ningún pago y solicitó una audiencia con la Oficina de Jueces de Derecho Administrativo.  La Oficina del Procurador del Departamento de Trabajo llegó a un acuerdo con los empleadores para resolver el asunto sin más litigios.


"Los empleadores clasificaron erróneamente y pagaron de menos a los mecánicos como si fueran obreros y luego segregaron las horas de trabajo de manera inexacta, negando a los trabajadores una cantidad significativa de salarios y beneficios adicionales", explicó el director de distrito de la División de Horas y Salarios, Roberto Meléndez, en Richmond, Virginia.  "El Departamento de Trabajo está comprometido a garantizar que las inversiones federales en proyectos de construcción den como resultado la creación de buenos empleos definidos por normas laborales sólidas.  Alentamos a los empleadores a los que se les otorgan contratos federales a que se comuniquen con nosotros para obtener asistencia en materia de cumplimiento para evitar violaciones como las de este caso".


Los hallazgos de consentimiento emitidos por el juez Theodore Annos de la Oficina de Jueces de Derecho Administrativo en Washington confirmó las conclusiones de la investigación y ordenó a V&V y a sus propietarios pagar US$186.124 en salarios atrasados a los empleados afectados.  Como parte del acuerdo, los empleadores acordaron mejorar el cumplimiento, incluidos 18 meses de monitoreo independiente de los contratos conforme DBRA para garantizar el cumplimiento futuro.   


"Los proyectos financiados con fondos federales exigen que los empleadores cumplan con la ley. Si no cumplen, los haremos responsables legalmente para garantizar que los trabajadores estén clasificados adecuadamente y no privados de los salarios y beneficios que tanto les costó ganar", dijo la procuradora regional interina del trabajo, Samantha Thomas, en Filadelfia.


Completado en 2020, el financiamiento de Liberty Place incluyó fondos del Departamento de Vivienda y Desarrollo Urbano de Estados Unidos otorgó a DC DHCD.

Comments


bottom of page